Los Bolillos, un lugar fuera de serie al norte de Neuquén

Los Bolillos, un lugar fuera de serie al norte de Neuquén

Estas formaciones rocosas deben su forma a la erosión provocada por el viento y la arena. Un espectáculo natural digno de visitar.

Los Bolillos, Neuquén

Los Bolillos, Neuquén

La Patagonia argentina está llena de rincones naturales tan recónditos como fascinantes. Paisajes de ensueño que que se conservan debido a su lejanía con las grandes ciudades y los esfuerzos por cuidar el ambiente. Entre tantas maravillas se encuentran Los Bolillos, un conjunto de formaciones rocosas que impacta por la singularidad de sus formas erosionadas por la acción del viento durante millones de años.

En este punto turístico se distinguen conos, domos y agujas de variados tonos que van del amarillo a los rojizos emplazados en medio del árido paisaje. Las mismas se erigen como gigantescos totems naturales, llegando a más de 15 metros de altura.

Dentro del conjunto de Los Bolillos se destaca una serie de bloques de piedra alineados denominados “Los Monjes”.

La zona más baja de las rocas fue erosionada por la acción del viento y la arena. De hecho, si visitas esta zona con tiempo, podrás aprovechar y hacer un trekking por el lugar y disfrutar del valle del río Varvarco, observando a lo lejos picos nevados de la cordillera y el sistema Domuyo.

Cómo visitar Los Bolillos

Los Bolillos, un lugar fuera de serie al norte de Neuquén

Los Bolillos, un lugar fuera de serie al norte de Neuquén

Un dato no menor es que Los Bolillos están emplazados en el interior del Parque Provincial Domuyo. Por lo tanto, será necesario ingresar al área protegida y anunciar a los guardaparques cuál es el recorrido planeado.

Para ello, el camino más adecuado es viajar hasta la Ruta Nacional 40, rumbo a la ciudad de Chos Malal, y luego tomar un desvío con la intención de ingresar a la Ruta Provincial 43.

Luego, el camino atravesará la localidad de Las Ovejas y, finalmente, permitirá el ingreso a Varvarco: el pueblo turístico más cercano a Los Bolillos.

Desde este sitio, donde los turistas acostumbran a reservar distintos alojamientos para descansar, el viaje hasta las formaciones rocosas es 15 kilómetros, sobre un camino de ripio.

Respirar naturaleza: las selvas más impresionantes y bellas del mundo

Otros atractivos turísticos

 Además de Los Bolillos, el Parque Provincial Domuyo está repleto de puntos para visitar. Uno de los más impactantes es el volcán homónimo que, con 4.707 metros sobre el nivel del mar, es conocido como la cumbre más elevada de la Patagonia.

Pero, en el caso de tener interés sobre otros lugares más accesibles, esta enorme reserva también ofrece atractivos como:

El Cementerio Pichiñire.

La Cascada Pichiñire.

El mirador Manzano Amargo

La Cascada Las Tapaderas.

La Cascada La Fragua.

El Cajón del Atreuco.

El Cajón del Covunco.

La Laguna de Los Patos.

La Capilla de Ailinco.

MÁS NOTICIAS