Cuánto cuesta escalar el Everest en 2023

Monte Everest

Escalar el Everest, la montaña más alta del mundo, no sólo implica muchísima preparación física sino también mucho dinero. Cuál es el valor para subirlo.

El Everest, la montaña más alta del mundo, el sueño de todo de todo escalador profesional. Su descomunal altura de 8.849 metros lo transforman en el increíble “techo del mundo”.

Ahora bien, más allá de que los aventureros que quieran subirlo deben tener un estado físico y una preparación privilegiada, también deben contar con bastante dinero.

Cuánto cuesta escalar el Everest en 2023

Cuánto cuesta escalar el Everest en 2023

Cuánto cuesta escalarlo en 2023

Hoy en día, el precio que hay que pagar por su ascenso varía entre los 45 mil y los 200 mil dólares. Dependiendo por su puesto del servicio que se contrate.

Ya de entrada, el permiso oficial para escalar la montaña es de 11 mil dólares. Y a eso hay que sumarle el viaje en avión hacia allí (el Everest está en el continente asiático, en la cordillera del Himalaya, en la frontera entre China y Nepal), el seguro, equipo y material y, por supuesto, los guías.

Por supuesto que el precio del paquete será mayor cuanto más recursos se utilicen. Tener en cuenta también que todo el evento demanda alrededor de dos meses.

Cuánto cuesta escalar el Everest en 2023

Cuánto cuesta escalar el Everest en 2023

Las condiciones de extrema altitud y las dificultades físicas han transformado esta travesía en una de las más peligrosas del mundo, aunque sin dudas una realmente fascinante.

Los expertos también recomiendan que la mejor época para hacerlo es a mediados de mayo. A pesar de que el clima es más favorable, también se debe tener en cuenta que mucha gente hará lo mismo y puede haber varios días de espera.

Descubre la impresionante Montaña Arcoíris en Perú

Según la agencia AFP, las primeras personas en escalar el monte Everest fueron Edmund Hillary y Tenzing Norgay, un 29 de mayo de 1953. Tras ellos, más de 6.000 personas lograron hacerlo.

¿Te animarías a subir al “techo del mundo”? Escalar el Aconcagua también es otro gran desafío para los alpinistas. Pero nunca es tarde para atreverse al más grande de todos.